Arte rupestre y megalitismo en el extremo sur de Europa

En este mundo, la necesidad de dejar constancia de sí mismo y de su existencia es exclusiva del ser humano, por eso somos trascendentes. Las primeras manifestaciones gráficas y, posteriormente, la arquitectura primitiva sirvieron a este propósito y contribuyeron a garantizar el ansia de perpetuidad que nos persigue desde nuestros orígenes. Durante la prehistoria, el paisaje se humanizó gracias a hitos culturales indelebles capaces de permanecer en el espacio y perdurar en el tiempo. Con los monumentos megalíticos y el arte esquemático se desarrolló plenamente esta idea mediante una simbiosis que, en las cordilleras béticas, cristalizó de un modo excepcional.

Cuando los hielos dominaban la Tierra

El cambio climático al que asistimos en la actualidad (no sin estupor) es, con independencia de sus causas, solo uno más de los acontecidos en el dilatado devenir de nuestro planeta. El último sucedió hace unos 11.500 años. En esa ocasión, también fue un calentamiento global; el eje de la Tierra se desvió unos grados, los casquetes polares, que ocupaban hasta entonces buena parte de los hemisferios, retrocedieron bruscamente hasta los límites que tienen ...

Contenido para suscriptores
Suscríbete y obtén acceso a todos nuestros contenidos.
Por 20 € al año tendrás acceso completo, nuestra revista en papel y más ventajas. Suscripción digital por 12 € al año. Si ya eres suscriptor, inicia sesión en el formulario de abajo.

 

Artículo añadido al carrito.
0 artículos - 0,00