fbpx

‘Maldita Helena’, de Daniel Tubau

Cuando he terminado de leer el libro no he podido dejar de preguntarme: Cuando murió Helena, ¿pensó que su vida había sido feliz?

“No es de extrañar que los troyanos y los aqueos, de buenas grebas, lleven padeciendo durante tanto tiempo tamaños dolores a causa de una mujer como ella, pues en su rostro se asemeja terriblemente a las inmortales diosas” (Homero, Ilíada) y es que cuando se menciona el nombre de Helena todos imaginamos a esa mujer, la Helena de Troya, la causante de la guerra de Ilion, la que enfrentó Oriente y Occidente a los pies de la muralla de la inexpugnable ciudad.  

Pero ¿y si Helena fue algo más? ¿Mucho más? Eso es lo que nos plantea Daniel Tubau (filósofo) en este su primer ensayo de incursión en el mundo antiguo, y esperemos que no único, titulado Maldita Helena. Helena puede que sea un símbolo de la soberanía o de la helenidad o de las mujeres infieles, o una diosa casi olvidada o un personaje de ficción basado en una lejana Helena real, pero si analizamos al personaje vemos que Helena es una amante, una diosa, la mujer más hermosa de toda la tierra, un juguete de los hombres y los dioses, una esposa, una madre, una amante, una hija, una tía, una hermana, una deseada, una pretendida, una salvada, una valiente, una heroína, una reina, una maga, una sumisa, una rebelde, una víctima de hombres, mujeres y dioses y diosas, pero sobre todo, una mujer. Maldita Helena es un análisis de todas esas facetas de este personaje, que el autor examina basándose en las propias fuentes antiguas, y que desarrolla en treinta y cuatro capítulos eruditos, que complementa con citas y notas a pie de página. Tubau nos lleva, o mejor dicho, nos guía, en un viaje con Helena por esa, su odisea particular, errante por el Mediterráneo como Ulises o Eneas, para finalmente realizar un análisis espléndido de la mujer desde diferentes puntos de vista que nos ayuda a entender mejor al personaje. Como otros héroes homéricos, la vida de Helena es una vida cambiante, característica que aprovecha el autor para destacar esta heroína sobre otra que es omnipresente en la obra de Homero, que es Penélope. Las aventuras de Helena son más similares a las aventuras masculinas de Odiseo que a las femeninas con las que comparte historia. 

Los amantes de la Historia estamos acostumbrados a leer a otros historiadores,  arqueólogos y filólogos hablando sobre la obra de Homero, pocas veces son los filósofos los que tratan estos temas. Tubau, gracias a ese otro punto de vista, nos plantea una imagen diferente de Helena, la de una mujer que vivió mil y una aventuras típicas de las versiones masculinas: conquistas, batallas, muertes o que viajó a lugares como Sidón, Atenas, Esparta, Troya, Argos, Micenas, Egipto. Una vida que prácticamente iguala a la del propio Ulises. Hecha de luces y sombras como cualquier héroe varón de las epopeyas y mitos griegos. Para ello estudia a autores que escribieron sobre ella: Hesíodo, Safo, Estesícoro, Esquilo, Heródoto, Gorgias, Eurípides, Isócrates, Eratóstenes, Apolodoro, Diodoro, Propercio, Ovidio, Séneca, Dion, Pausanias y un largo etc. Porque, como todos sabemos, la obra de Homero es la base de la cultura, y por supuesto, a Homero, incluso las ausencias como la de Sófocles pueden darnos pistas sobre la más bella de las mujeres. 

Un personaje que, por ser quien era y como era, cambia con el tiempo, que ha sido castigado por la Historia y denigrado por la visión masculina. Pero, ¿qué es en realidad Helena?, y ¿Quién es en realidad Helena? Preguntas a la que Tubau intenta que demos respuesta autor y lectores, porque tras algunas de sus frases hay que hacer un alto, tomar aire y reflexionar por la profundidad de lo propuesto. Como dice el propio autor, es “Helena de muchas normas, cambiante en la voz de cada poeta, dramaturgo o filósofo, nos sigue fascinando, precisamente, porque no se deja atrapar en una única definición, en un retrato inmóvil, y por lo tanto, sin vida”. 

El libro no es una propuesta de una nueva teoría, es una magnífica recopilación de todos aquellos elementos que sobre Helena conservamos y que si analizamos con detenimiento (como demuestra Tubau) podemos obtener excelentes resultados para conocer mejor a la mujer del mito y el efecto que pudo causar en el oyente y el lector de sus aventuras. Una historia, la de esta heroína, subyacente, que permanecía dormida para muchas personas, hasta que el autor la ha despertado. Un elogioso trabajo realizado en español, divulgativo, ameno, en definitiva, interesantísimo, de los que tanta falta hacen en habla hispana y desde un punto de vista analítico tan diferente a lo que estamos acostumbrados a leer, el filosófico. 

El libro se complementa con fotografías, mapas, bibliografía, índice onomástico, pero lo que me ha parecido muchísimo más útil: un anexo con el análisis de los textos grecolatinos, un documento al que seguro que más de un lector acudirá en busca de nuevas lecturas o de respuestas cuando ante una nueva Helena se encuentre en un texto grecorromano. 

Cuando he terminado de leer el libro no he podido dejar de preguntarme: ¿Cuando murió Helena, pensó que su vida había sido feliz? 


Título: Maldita Helena

Autor: Daniel Tubau

Editorial: Ed. Ménades

Si te gusta nuestro trabajo, la mejor manera de disfrutarlo de una manera completa es suscribirte. Recibirás en casa nuestra revista en papel acompañada de marcapáginas ilustrados y obtendrás ventajas digitales, como leer la revista en nuestras apps o acceder a todos los contenidos en la página web.

Acerca del autor

María Engracia Muñoz-Santos

María Engracia Muñoz-Santos

Arqueóloga e Historiadora. Divulgadora y doctoranda de la Universidad de Valencia.

Añadir comentario

Haga clic para publicar un comentario

(Spamcheck Enabled)

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Ya en quioscos

Boletín semanal

Nombre:
Correo electrónico:



Secured By miniOrange