Mapa en el que se puede ver la frontera entre Marruecos y Argelia (Open Street Map).
Mapa en el que se puede ver la frontera entre Marruecos y Argelia (Open Street Map).

Marruecos y Argelia: una frontera cerrada desde 1994

Si pensamos en fronteras cerradas quizá nos remontemos a tiempos muy antiguos en los que las guerras y continuos conflictos dificultaban el libre tránsito de personas. Si nos detenemos a pensar en una frontera que ha estado cerrada por muchos años en tiempos recientes quizá nos venga a la memoria la famosa verja de Gibraltar, que Franco cerró en 1969, y fue reabierta en 1982 en un Gobierno democrático. Pero eso fueron 13 años, muy perjudiciales para los intereses de España sobre Gibraltar y, sobre todo, para los ciudadanos de la ciudad fronteriza con Gibraltar: La Línea de la Concepción. Pero este no es el caso que nos ocupa hoy. La frontera de la que vamos a hablar es la de Marruecos y Argelia.

Mapa en el que se puede ver la frontera entre Marruecos y Argelia (Open Street Map).
Mapa en el que se puede ver la frontera entre Marruecos y Argelia (Open Street Map).

Estos dos países son los gigantes del Magreb. Su línea de frontera ocupa 1.559 kilómetros. Desde 1994, hace ya casi 21 años, está cerrada a cal y canto. Es todavía más impermeable que la frontera entre Corea del Norte y Corea del Sur, donde ha habido momentos en los que se producían movimientos de mercancías, y está a un nivel similar a las de Turquía y Armenia, y de ésta con Azerbaiyán, que ya es decir.

Sin embargo, estos dos países tienen culturas similares, propias de compartir espacio geográfico y cultura. Pero la frontera quedó cerrada en 1994 por diferencias de carácter político e ideológica, sumadas a un acontecimiento concreto —el que sirve como excusa o, como se suele decir, la gota que colma el vaso—: el atentado contra el Hotel Atlas-Asni de Marraquech, en el que murieron dos turistas españoles, llevado a cabo por tres jóvenes argelinos.

El cierre de la frontera ha supuesto importantes pérdidas económicas para ambos países, además del drama personal de personas que viven ambos lados de la frontera y que, tradicionalmente, podían ir con facilidad al otro país o que, incluso, tenían parte de su familia en el otro Estado. Ignacio Cembrero narraba un ejemplo en un reportaje publciado en el diario El País:

«La última vez que vimos a mis tíos fue en Francia. Si uno de ellos falleciese ahora —son ya muy mayores— mi anciana madre tendría que volar de Oujda [la capital del este de Marruecos] a Casablanca y de ahí a Orán [Argelia] para después ir por carretera a Nedroma. En total recorrería, entre ida y vuelta, 2.800 kilómetros en lugar 80. Y después de todo ese esfuerzo, físico y económico, es probable que llegase tarde al entierro».

Muchas veces no somos conscientes de que a pocos kilómetros de nosotros, en los más inmediatos países vecinos de España en el sur, al otro lado del Mediterráneo, se vive una situación dramática a causa del cierre de una frontera. Por eso resulta tan gratificante ver noticias como esta: «Convocado un partido de voleibol en la frontera cerrada entre Argelia y Marruecos». Se organizó un parto de voleibol entre jóvenes a ambos lados de la frontera, como un gesto simbólico por la paz. Sin embargo fue aplazado hasta finales de noviembre de 2014 y finalmente desconozco si se celebró.

En muchos puntos de la frontera —la mayoría, claro— no existe una delimitación concreta. Ni siquiera se encuentran marcas que indiquen dónde empieza un país y termina el otro. Esto parece que quieren «solucionarlo» con una valla que superará los 450 kilómetros, lo que agravará aún más la crisis humana. En cualquier caso, sería bueno tomar conciencia de nuestra historia más reciente, eso que clasificamos como mundo actual, para cultivar el pensamiento crítico y fomentar la sensibilidad sobre temas tan complejos como este. Y más ahora que

Para saber más

Ignacio Cembrero. «Una cicatriz de 1.500 kilómetros». El País. Disponible en: http://elpais.com/diario/2008/05/25/domingo/1211687553_850215.html

Swiss Info. «La frontera Marruecos-Argelia, 20 años cerrada». Disponible en: http://www.swissinfo.ch/spa/la-frontera-marruecos-argelia–20-a%C3%B1os-cerrada-/40570188

Cadena Ser. «La valla entre Marruecos y Argelia no va a frenar la llegada de inmigrantes a España». Disponible en: http://cadenaser.com/ser/2014/06/16/internacional/1402879517_850215.html

ABC. «Convocado un partido de voleibol en la frontera cerrada entre Argelia y Marruecos». Disponible en: http://www.abc.es/internacional/20141028/abci-argelia-marruecos-voleibol-201410272042.html

La Vanguardia. «Aplazan el partido de voleibol en la frontera entre Marruecos y Argelia». Disponible en: http://www.lavanguardia.com/deportes/20141031/54418779192/aplazan-el-partido-de-voleibol-en-la-frontera-entre-marruecos-y-argelia.html

Javier Casqueiro. «Marruecos y Argelia agravan su eterna crisis tras un tiroteo en la frontera». El País. Disponible en: http://internacional.elpais.com/internacional/2014/10/21/actualidad/1413915542_056005.html

Yassin Temlali. «Argelia-Marruecos: la reapertura de fronteras». Estudios de Política Exterior. Disponible en: http://www.politicaexterior.com/articulos/afkar-ideas/argelia-marruecos-la-reapertura-de-fronteras/

Escrito por
Álvaro López Franco

Director de 'Descubrir la Historia'. Mi ámbito de especialización es la historia contemporánea y la historia de la comunicación social. Vicedirector del Instituto de Estudios Campogibraltareños, entidad académica que promueve la investigación en el ámbito geográfico del Campo de Gibraltar.

Ver todos los artículos
Publicar un comentario

(Spamcheck Enabled)

Escrito por Álvaro López Franco

Iniciar sesión

Suscríbete al boletín

Lee nuestra revista en papel y accede a todos los contenidos

Divulgación histórica independiente

España (20 €) ‧ UE (40 €) ‧ Digital (12 €)