Calendario agrícola medieval

La concepción del paso del tiempo en la Edad Media: el calendario

Calendario agrícola medievalEl paso del tiempo, y su relación con la existencia humana, ha sido una de las principales preocupaciones del ser humano a lo largo de la historia. Sin embargo, la percepción que ha tenido sobre el tiempo ha ido cambiando. Actualmente tenemos unos conocimientos más avanzados sobre qué es el tiempo gracias a la física y sabemos que es una realidad ajena a la propia naturaleza humana. El tiempo nos acompaña durante nuestra vida, influye en nosotros y marca nuestro ritmo vital.

En el artículo de hoy vamos a divulgar una publicación de Juan Coira Pociña, de la Universidad de Santiago de Compostela, realizada en la revista Medievalismo de la Universidad de Murcia. El artículo se titula “Ver, concebir y expresar el paso del tiempo. El calendario medieval y el refranero”. Por tanto, vamos a trasladarnos desde el siglo XXI a la Edad Media.

En este periodo histórico hubo diferentes tipos de calendarios: artísticos (iglesia de Santa María do Azougue), literarios (Libro del Buen Amor del Arcipreste de Hita) y el calendario oral que conocemos a través del refranero. Pero a pesar de ser maneras distintas de expresión están estrechamente ligados y en todos ellos se aprecia “el sustrato y el peso de la cultura popular”. Además, coinciden en muchos motivos y manifestaciones que se pueden comprobar en los numerosos ejemplos que el autor especifica en su artículo.

Hay otra característica que comparten todos los calendarios, y es que muestran la concepción medieval del paso del tiempo, que consiste en una repetición de meses a lo largo de un año que se va repitiendo de forma cíclica. “[…] decadencia y renacimiento, que servía también como ejemplo de la propia vida del ser humano dentro de un tiempo lineal que nos encamina, previo paso por la muerte, hacia la resurrección y redención”, según palabras del autor. Además, esa redención se conseguiría si se cumplen todos los días y meses las tareas que Dios concebía para cada persona.

El autor concluye que la mentalidad medieval está vinculada a conceptos aparentemente opuestos como lo sacro y lo profano, el trabajo y el descanso o la cultura cristiana y la cultura popular. Y esto puede comprobarse gracias a estudiar “la concepción del tiempo y su principal manifestación social: el calendario”.

Fuente

Coira Pociña, J. (2013). Ver, concebir y expresar el paso del tiempo. El calendario medieval y el refranero. Medievalismo, (23), 117-155. Disponible en: http://revistas.um.es/medievalismo/article/view/183261/152601

Escrito por
Álvaro López Franco

Editor y director de Descubrir la Historia. Periodista. Doctorando en la Universidad de Málaga. Investigo sobre Historia de la Comunicación Social e Historia Contemporánea.

Ver todos los artículos
Publicar un comentario

(Spamcheck Enabled)

Escrito por Álvaro López Franco

Iniciar sesión

Suscríbete al boletín

Correspondencia

Recibe los exclusivos boletines de Descubrir la Historia. Enviamos sólo información relevante. Servicio gratuito.

Tus datos están protegidos. Consulta nuestra política de privacidad.