Divulgación

Hijos del Tercer Reich

Al margen de las múltiples y numerosas perspectivas y ámbitos desde los que se estudia un suceso histórico de tal trascendencia como la II Guerra Mundial, hoy me gustaría señalar una nueva forma de verla, no tanto desde el ámbito académico como desde la televisión. Y es que recientemente descubrí una serie que nos ofrece una óptica más cercana del conflicto, desde una perspectiva más humana y que además nos permite ponernos en la piel de aquellos que lo vivieron desde el otro lado,o mejor dicho, desde dentro.

Esta miniserie, realizada en Alemania y cuyo título original es Unsere Mütter, unsere Väter (traducida al español como Hijos del Tercer Reich), no tiene tanto un carácter documental o divulgativo como una finalidad de entretener y contar una historia, si bien se trata de una historia verdaderamente conmovedora y que nos permite ver una parcela de la Historia, y de un fenómeno tan controvertido como el nazismo y sus pretensiones expansionistas, desde el punto de vista no de un colectivo, sino de un grupo de personas normales, con sus problemas y sus aspiraciones, sus luces y sus sombras.

Los cinco protagonistas brindan antes de partir a la guerra.

Los cinco protagonistas brindan antes de partir a la guerra.

Se deja a un lado la épica en la que se suelen envolver los relatos tanto televisivos como cinematográficos de la II Guerra Mundial para abordar la historia de un grupo de cinco amigos que han podido disfrutar de su juventud y de noches memorables en el Berlín anterior a la contienda. Y la historia comienza justo en el estallido de ésta, dando pie a que todos ellos deban separarse como consecuencia de la repercusión de la guerra y sus diferentes responsabilidades para con su país, independientemente de cuál fuera el grado de aceptación con las decisiones políticas que se estaban tomando. No es más que la historia de cinco jóvenes que poco pueden hacer para cambiar una situación que está acabando con sus vida tal y como habían sido hasta entonces y que se comprometen, en principio con gran predisposición, con una causa que les parece justa y noble como es la de defender los intereses de su país.

Todos y cada uno de ellos será testigo directo de todo el proceso, y es precisamente la cercanía con éste la que hará que descubran el lado más oscuro del ser humano y los horrores de la guerra. Desde la óptica de una dispuesta y emprendedora enfermera hasta los hermanos que son reclutados (el mayor ya curtido en el arte de la guerra y el segundo bastante escéptico y contrario al belicismo), pasando por una joven aspirante a artista cuyo novio judío tiene que hacer frente a la dura persecución que contra su pueblo se desata entonces. Con este complejo mosaico de personalidades se hilvana una historia bastante bien documentada históricamente y que muestra un suceso histórico visto desde el punto de vista del hombre de a pie, de las personas que vieron como en poco tiempo todas sus vidas dan un giro radical y que aquello que creían que les depararía tanta gloria y que ven desvanecerse poco a poco la consistencia de aquello en lo que creían «a pies juntillas».

La historia comienza con una promesa; la de volver a reencontrarse en casa para la Navidad del mismo año en que estalla la guerra, cuando creían que ya estaría más que acabada, pero como ya sabemos, el destino depararía una larga contienda que obligaría a retrasar esta reunión. A partir de ahí, no desvelaré más detalles, ya que creo que debéis verla vosotros mismos y que merece la pena gastar un poco de vuestro tiempo en una gran obra televisiva que, tomando como base la Historia pero sin ser un documental ni pretender serlo, nos cuenta una historia emocionante, en muchas ocasiones dura, pero igualmente magistral.

Y para terminar, dejo un enlace con el tráiler original (subtitulado en inglés, eso sí).

Acerca del autor

Miguel Vega Carrasco

Licenciado en Historia y Máster en Historia del Mundo.

Comentar

(Spamcheck Enabled)